Tras el referéndum de Cataluña, se masca un escenario incierto que inquieta a las empresas con domicilio en esta comunidad. Muchas de ellas han puesto en marcha ya su proceso de salida, desencadenando el miedo y contagio de otras empresas y multinacionales extranjeras radicadas aquí.

Más de un centenar de empresas ya tienen redactados planes de contingencia para llevar a cabo una huida express en caso de que el Govern decrete la declaración unilateral de independencia.

Esta situación también afecta a inversores, depositantes y clientes bancarios. Sus activos radicados en bancos catalanes, como CaixaBank o Sabadell peligran, ya que si la Generalitat continúa con sus planes de independencia, la fuga de capitales y un posible corralito bancario serían inminentes.

Desde Foster Swiss, consultores fiscales y financieros de banca privada, le recomendamos trasladar la sede de su empresa a un destino seguro, como pueden ser jurisdicciones offshore. De esta manera no pondrá en peligro sus inversiones y negocios.

Conozca cuáles son los destinos más seguros que Cataluña y salvaguarde su dinero.

Numerosas empresas ya han acudido a nosotros para enfrentarse a este inquieto escenario, acelerando así su proceso de salida de Cataluña. Éstas no están dispuestas a pagar con su cuenta de resultados los efectivos negativos que supondría una separación de España.

Abrir el chat