La próxima lista negra de paraísos fiscales de la UE debería incluir al menos 35 países, así como Malta y otros tres estados miembros de la UE, para que sea efectiva, según revela un informe publicado por la organización Intermón Oxfam.

En el informe, «Blacklist or Whitewash?», Oxfam ha aplicado los propios criterios de la UE a los 92 países examinados por ésta, así como a los 28 estados miembros de la Unión. Según el análisis, al menos 35 países no pertenecientes a la UE deberían incluirse en la lista negra de paraísos fiscales, así como cuatro Estados miembros: Irlanda, Luxemburgo, Países Bajos y Malta.

Los estados miembros de la UE se incluyeron debido al criterio de «imposición equitativa» de Oxfam

La organización contra la pobreza advirtió que la lista negra oficial de la Unión Europea, prevista para la próxima semana, perdería los paraísos fiscales claves debido a la presión política de dentro y fuera de la Unión.

Actualmente, la UE está redactando una lista negra de paraísos fiscales, que analiza 92 países y otras jurisdicciones en función de un conjunto de tres criterios, que incluyen transparencia fiscal y las políticas que estimulan el cambio de beneficios a gran escala. Sin embargo, esos criterios excluyen a los estados miembros antes citados

A la organización no intergubernamental le preocupa que los gobiernos de la UE presenten una lista negra “débil” e incluso “vacía”. La lista negra está siendo redactada en secreto, lo que hace que el escrutinio público sea imposible, comentan desde Oxfam.

En un comunicado de Oxfam: «La presidencia maltesa de la UE ha abogado públicamente por una lista negra vacía. Además, luego de una reunión con ministros de finanzas de la UE, el gobierno suizo ha declarado abiertamente que no espera que el país esté en la lista negra».

La investigación muestra cómo las ganancias obtenidas en los paraísos fiscales son desproporcionadas con la actividad económica real de los países. Por ejemplo, algunos paraísos fiscales atraen niveles «absurdos» de ingresos provenientes de regalías, servicios financieros y otros servicios.

Bermudas, hogar de Appleby, el despacho de abogados especializado en servicios offshore e involucrado de Paradise Papers, atrae un valor de aproximadamente 4.5 veces su PIB. Y las Bahamas más de 2 veces.

Las multinacionales también suelen utilizar préstamos artificiales para cambiar las ganancias a través del pago de intereses entre sus subsidiarias. Los ingresos por intereses representaron el 73% del PIB en las Islas Caimán, el 40% del PIB en las Bermudas y el 25% del PIB en Luxemburgo, según revela la investigación de Oxfam.

Oxfam critica a la UE por no abordar el tema de las tasas impositivas corporativas: «Como resultado, los gobiernos de todo el mundo, incluido los de Europa, como Luxemburgo e Irlanda, ofrecen acuerdos impositivos a grandes empresas que ayudan a esas multinacionales a guardar miles de millones a expensas de otros contribuyentes. La organización pide a la UE que mejore sus criterios de inclusión en la lista negra para incluir todas las prácticas fiscales perjudiciales y cubrir los paraísos fiscales dentro de la Unión Europea”.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
Abrir el chat