CARICOM denuncia la lista negra de paraísos fiscales de la UE

La Comunidad del Caribe (CARICOM) se opone enérgicamente a la decisión de la Unión Europea de incluir en la lista negra de paraísos fiscales a cuatro de sus jurisdicciones miembro, concretamente, Trinidad y Tobago, Barbados, Santa Lucía y Granada, con el pretexto de que mantienen regímenes fiscales preferenciales y perjudiciales o no han cumplido las normas internacionales de transparencia fiscal y buena gobernanza, según el comunicado de CARICOM.

Desde la organización señalan que: “Esta clasificación dañará significativamente la reputación de estas jurisdicciones, incluso si finalmente se eliminan de la lista. La clasificación perpetúa una narrativa falsa que ignora los esfuerzos continuos y diligentes realizados por los Estados Miembros de la CARICOM para cumplir con las onerosas medidas regulatorias y estándares de transparencia tributaria, responsabilidad y cooperación, enunciados por la OCDE y otras instituciones como el Foro Global y el Grupo de Acción Financiera (GAFI)”.

La Comunidad del Caribe considera que el proceso de selección unilateral de la UE es injusto e inequitativo ya que no se ha aplicado a sus propios Miembros ni está sujeto a un examen de revisión por pares. El proceso implica una evaluación del régimen impositivo de un país en función de criterios que, en su totalidad, van más allá de las normas internacionales de transparencia tributaria y de rendición de cuentas generalmente aceptables, cuyo cumplimiento, los Estados de la CARICOM han trabajado asiduamente en los últimos años.

La implementación del alcance de los criterios de la UE requiere cambios legislativos y administrativos nacionales que van más allá de los plazos establecidos por el Grupo del Código de Conducta de la UE. Además, dichas reformas no pueden ser emprendidas por nuestras jurisdicciones pequeñas sin una asistencia técnica considerable debido a limitaciones significativas de capacidad, han explicado.

La decisión de aplicar medidas defensivas no tributarias y relacionadas con los impuestos también es motivo de gran preocupación para los Estados Miembros de la CARICOM, en particular porque busca coaccionar el cumplimiento de criterios de referencia que han sido determinados unilateralmente por la UE y que no son aplicables a sus propios estados miembros, denuncian.

La Comunidad del Caribe reconoce el derecho de cada Estado a proteger su base de ingresos, pero la determinación de normas que podría ser adoptada por otros Estados, debe llevarse a cabo en un proceso que incluya a todos. Por lo tanto, la Comunidad del Caribe hace un llamamiento a la UE para que desista de la imposición de medidas defensivas e inicie un diálogo temprano con los Estados del CARICOM con miras a acordar puntos de referencia para una buena gobernanza fiscal que pueda aplicarse de manera justa y equitativa, teniendo en cuenta las circunstancias económicas y la capacidad de todas sus jurisdicciones.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
error: Contenido protegido !!
Abrir el chat