Pedja Mijatovic ha declarado el pasado martes en el Juzgado de Instrucción número 3 de Alcobendas por un presunto delito de fraude fiscal por valor de 603.721 euros, asunto que le supone una imputación penal. El exjugador que sólo respondió a las preguntas de su abogado, se negó a responder las que planteó la fiscalía y negó todas las acusaciones.

La Hacienda Pública denunció en primera instancia a Mijatovic por un presunto delito contra la Hacienda Pública por un importe de 190.000 euros, y posteriormente la Sección de Delitos Económicos de la Fiscalía Provincial de Madrid amplió esta demanda por otros dos delitos contra la Hacienda Pública cometidos durante los ejercicios fiscales de 2013 y 2014 con cantidades defraudadas que ascienden a 217.933, 79 euros y a 195.788,48 euros, respectivamente.

Los hechos que se denuncian están relacionados con la declaración del IRPF del ejercicio de 2013, donde Mijatovic incluyó como única renta la derivada de la imputación de rentas por la titularidad de un inmueble del que es titular al 50% en la localidad malagueña de Mijas, ya que en 2014 no había presentado declaración alguna. Además, en los ejercicios fiscales citados tampoco presentó ni el Impuesto de Patrimonio ni el Modelo 720.

El ex futbolista no está dado de alta en el censo de empresarios o profesionales y, por lo tanto, no declaró ningún importe por este concepto. Sin embargo, la Fiscalía cree que “realmente” desarrolla su actividad como asesor o intermediario en el mundo del fútbol y que las cantidades recibidas en sus cuentas bancarias offshore, y que no han sido declaradas, “son realmente las contraprestaciones por la realización de dicha actividad”. También señala que existen ingresos en las cuentas del querellado de origen “desconocido” o gastos satisfechos por terceros “que suponen un incremento efectivo de su patrimonio”.

En el apartado de rendimientos de la actividad empresarial en la querella se recuerda que Mijatovic desempeña una actividad profesional que consiste en el asesoramiento e intermediación en el mercado futbolístico y que por tanto, dicha actividad debe calificarse como “profesional”. Por ello, que en el cómputo de los ingresos por el desarrollo de la citada actividad “deben incluirse la totalidad de las rentas y pagos satisfechos a o realizados a los pagadores, incluyendo por tanto no sólo las actividades reconocidas entregadas por ellos al querellado en efectivo o en sus cuentas bancarias sino también los pagos de gastos de privados del Sr. Mijatovic que se han satisfecho por dichos pagadores”.

El total de los rendimientos netos dejados de tributar por el ex jugador ascienden a 356.540,41 euros en 2013 y a 305.792,42 euros en 2014.

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
Abrir el chat