Pedro Sánchez contempla una subida de más impuestos

Ni la crisis del Coronavirus ni las consecuencias sociales y económicas que ésta tendrá en los ciudadanos, detienen al Presidente del Gobierno de España Pedro Sánchez en la subida de impuestos que, por ende, repercutirá en todos los ciudadanos de una u otra forma. ¿Quieres saber cuáles son?

Días de confinamiento forzoso en casa debido al Estado de Alarma que vive en el país en su lucha contra el COVID19. Días de salir de forma puntual y solo durante unos minutos siempre y cuando necesitemos comprar en el supermercado. ¡Y ojo! El Gobierno prepara nueva subida de impuestos a algunos de los productos de la lista de la compra.

Según ha declarado el Ministro de Consumo, Alberto Garzón podremos ver cómo  próximamente se encarecen de precios tanto las bebidas azucaradas como los alimentos grasos con el objetivo de sumar a estos impuestos adicionales y desincentivar el consumo por parte de los ciudadanos. Muchas son las voces que han criticado esta subida de impuestos que podría afectar seriamente a empresas productoras de estos productos en España. Y es que, para algunos, la decisión más acertada sería bajar los impuestos de los alimentos saludables -algo más caros- para estimular su consumo.

¿Es momento de subir impuestos?

También está sobre la mesa la aplicación de nuevos impuestos, esta vez tasas sobre los plásticos y sobre el transporte aéreo en un claro guiño del Ejecutivo contra el cambio climático. El primero afectaría a los envases de plástico de un solo uso y el ciudadano de a pie vería como se incrementan los precios de los productos envasados en este material. El segundo iría directo a las aerolíneas.

Más allá de estas nuevas medidas fiscales invisibles porque se encuentran dentro del ticket de la compra, Hacienda ya ha anunciado la creación de otros nuevos impuestos. Una de ellos grava la compra y venta de acciones españoles con más de 1.000 millones de euros de valor, otro la que sufrirán las empresas tecnológicas, la conocida tasa Google.

Aunque de momento los nuevos impuestos a los billetes de avión y a los plásticos así como la subida del diésel han entrado en stand by dada la situación excepcional que vive el país (y medio mundo), pero podrían reactivarse en cualquier momento con afán recaudatorio. Cabe recordar que en la presentación de los Presupuestos -que ya no tienen nada que ver con los que se presentó hace unos meses- había contemplados otros impuestos a las rentas altas y grandes empresas que, de momendo, tendrán que esperar hasta esos Presupuestos de reconstrucción.

Éstos son la subida del Impuesto de Sociedades, del IRPF a los que más ganan, las medidas que afectarán a sicavs y socimis… Unas reformas fiscales, todas ellas, alentadas por Sánchez e Iglesias, su socio del Gobierno…

Social media & sharing icons powered by UltimatelySocial
Abrir el chat