El coronavirus anticipa una crisis fiscal en España: cuándo y cómo proteger su patrimonio

Que estamos ante un nuevo escenario, de eso no hay duda. El COVID 19 ha puesto en alerta a todo el mundo y España ha sido uno de los primeros países en sufrirlo en Europa, junto a Italia y Francia. Algunos expertos y analistas avanzan una crisis fiscal en nuestro país que tendrá lugar en los próximos años, ¿están nuestros ahorros seguros? No. Deberíamos ponerlos en salvaguarda.

Aunque ya no estamos ante el pico más alto de afectados por coronavirus, descubierto a finales de 2019 en una región centro-este de China tardó poco en expandirse por medio mundo pero, por circunstancias prácticamente desconocidas han sido los países de Irán, Italia y España los más afectados. Eso sí, otras naciones están viendo como este virus del que por el momento no hay vacunas sigue expandiéndose, infectando a gente y en el peor de los casos matando.

España ha pasado en una crisis sanitaria sin precedente, que se vió acompañada por un Estado de Alarma que ha limitado como nunca en la historia de la Democracia las libertades de sus ciudadanos. Sus consecuencias sociales y económicas serán importantes y muchos auguran ya una crisis fiscal: España podría incluso sufrir su propio “corralito”. Mucha gente tiene miedo sobre la seguridad y la integridad de sus ahorros y su patrimonio.

Crisis fiscal en España por el coronavirus

Esta nueva situación va a poner a España a prueba en diferentes aspectos: en lo extraordinario de su sistema de salud, en la responsabilidad social para evitar la propagación del virus y cómo no en la salud del gobierno de coalición entre PSOE y PODEMOS que ya tiene su gran drama y que, seguramente, marque el devenir de éste. Muchas han sido las voces críticas sobre cómo han actuado ante la gestión del coronavirus: permitiendo la manifestación del 8M cuando los hospitales de Madrid ya estaban desbordados de infectados, un Consejo de Ministros con un ministro -Iglesias-en Cuarentena, actuación para muchos tarde e insuficiente… un contexto que aviva el fantasma de una pronta crisis fiscal en España.

De momento el turismo, el comercio y el sector servicios son los más afectados. El IBEX ha llegado a desplomarse un 7,9% a niveles de las grandes crisis como el 11S o el Brexit. En definitiva, todo este contexto atisba una crisis fiscal en España. Habrá menos recursos privados fluyendo hacia las arcas públicas y más gente de estas para hacer frente a las medidas y ayudas obligatorias. Y todo esto cuando nuestro país, aunque había retrocedido en desempleo, seguía siendo uno de los líderes de falta de oportunidades en toda Europa.

También debemos fijarnos en el déficit público, otro indicador clave. En 2019 se situó en el entorno del 3% del PIB, lo que implica rebasar en más de 19.000 millones el descuadre fiscal esperado por Bruselas. O lo que es lo mismo, tenemos muy poco margen para tomar medidas fiscales algo que irá a peor con la crisis del coronavirus que va a empujar a España y de forma irremediable a un escenario de estrés fiscal que, precisamente, coincidirá con la agitación que viven los mercados. También es importante tener en cuenta la deuda pública que rebasa el 95% del PIB, muy por encima del 60% que exigen las reglas de la Eurozona.  Si a ello le sumimos el dinero que van a dejar de recibir las arcas públicas ante el cierre sobre todo de hoteles y locales de restauración, las cosas se les complican al Ejecutivo.

La duda está en qué medidas concretas se van a llevar a cabo y si se pretende financiar con subidas fiscales. Todo apunta a una caída de la producción, el consumo, el empleo y la inversión. Una realidad que aboca a España a una crisis fiscal dónde es preciso poner nuestros ahorros y nuestro patrimonio a salvo de una vez por toda.

Cómo te ayuda Foster Swiss

Desde Foster Swiss, consultores financieros internacionales, estamos al lado de la sociedad española deseando que pase esta crisis cuanto antes. Ofrecemos un primer asesoramiento gratuito en el cual recomendamos qué acciones y qué soluciones elegir para mejorar la protección del patrimonio: abrir una cuenta bancaria en una sociedad offshore totalmente legal o la creación de una sociedad offshore para la protección de las medianas y grandes fortunas. Consúltenos ya y nuestro equipo le asesorará y le atenderá rápidamente. Estamos a su lado.

Abrir el chat