Sociedad de Responsabilidad Limitada en Suiza (SARL)

Las sociedades de Responsabilidad Limitada o SARL en Suiza, al igual que las Sociedades Anónimas, gozan de gran credibilidad y prestigio en el mundo de los negocios. Esto se debe a la diligencia y al excelente sistema bancario existente en Suiza que resultan muy útiles a la hora de llevar a cabo importantes operaciones y transacciones.

Desde Foster Swiss, consultores bancarios internacionales e independientes, le ofrecemos la posibilidad de crear una nueva Sociedad de Responsabilidad Limitada en Suiza adaptada a sus necesidades o la posibilidad de adquirir una sociedad preconstituida.

Tanto si se decide por la creación de una empresa nueva como por la adquisición de una preconstituida, tenemos a su disposición el servicio de asesoramiento empresarial, legal y fiscal con personal altamente cualificado para asesorarle en todos los campos impositivos y fiscales referidos a su actividad laboral o empresarial.

También le ofrecemos servicios adicionales de domiciliación de su empresa en Suiza, oficina virtual, número telefónico suizo para que su empresa aparezca correctamente domiciliada en Suiza, con un domicilio físico de prestigio. Además las sociedades las entregamos con cuenta abierta en una entidad bancaria suiza.

Fill out my online form

Características de las Sociedades de Responsabilidad Limitada en Suiza

caracteristicas-sarl-suiza
  • Utilizada principalmente por pequeñas y medianas empresas.
  • Capital: el capital mínimo de la SARL es de 20.000 francos suizos (18.670 euros) y de 2.000.000 francos suizos máximo (1.866.985 euros). El 100% del capital debe ser aportado en el momento de la constitución de la sociedad. El capital de la sociedad puede ser utilizado o retirado quince días después de la constitución.
  • Consejo de Administración: es imprescindible que la sociedad tenga al menos un director residente suizo. Le podemos proporcionar un director residente si lo necesita.
  • Accionistas: sin limitación en cuanto al número de accionistas. Se requiere un mínimo de un accionista y también puede ser un empleado de la empresa.
  • Director y/o accionista nombrado (nominee): es posible utilizar un administrador y/o accionista nombrado (nominee) para mantener el anonimato. Tiene que ser residente suizo.
  • Inscripción en el Registro: los estatutos y el acto constitutivo de la sociedad son objeto de escritura pública. La inscripción en el Registro Mercantil y de Sociedades es obligatoria.
  • No hay restricciones a la propiedad extranjera.

Ventajas de la SARL en Suiza

Es posible hacer uso de los nombrados o nominees para asegurar la confidencialidad de los accionistas y directores.

Constituir su sociedad a distancia sin necesidad de desplazamiento para su creación.

Fiscalidad ventajosa, gracias a multitud de convenios fiscales internacionales firmados por Suiza.

Impuestos en Suiza

Aquellas empresas con sede legal (sede social) o sede efectiva en Suiza, se consideran residentes fiscales en Suiza, y por lo tanto, están sujetas a impuestos sobre sus ingresos mundiales, excepto por los beneficios procedentes de sucursales, extranjeras y bienes inmuebles extranjeros, están exentos. Sin embargo, las sociedades no residentes en Suiza están sujetas a impuestos sobre los ingresos generados en el país, es decir, los ingresos de establecimientos, sucursales permanentes y por los bienes inmuebles situados en Suiza.

El período impositivo para una empresa en Suiza es el ejercicio contable de la empresa. Cada empresa tiene que presentar una declaración de impuestos anual, combinada con fines fiscales federales y cantonales/municipales. La fecha de vencimiento varía de cantón a cantón, pero normalmente es el 30 de septiembre.

En Suiza se aplica un impuesto de sociedades a tres niveles: federal, cantonal y municipal. A nivel federal, se aplica un tipo fijo del 8.5%. Sin embargo, dado que el impuesto es deducible para efectos del impuesto sobre la renta, la tasa de impuesto sobre la renta efectiva a nivel federal es de 7.83%. A nivel cantonal/municipal, cada cantón tiene su propia legislación fiscal y por lo tanto impone impuestos cantonales y municipales a diferentes tasas. Los impuestos sobre el ingreso y el capital varían de cantón a cantón. Además, las empresas que disfrutan del privilegio de la sociedad de cartera están totalmente exentas de los impuestos cantonales y municipales de la renta. Por lo general, el impuesto sobre la renta de las empresas residentes en Suiza varía entre el 11.5% y el 24.2%.

Sobre el IVA, el umbral de registro es de 100.000 francos suizos. La presentación de devoluciones y el pago del IVA se realiza cada tres meses. Se aplica al suministro de bienes y servicios en Suiza, a una tasa estándar del 8%. Sin embargo, hay un diversos tipos reducidos del IVA: del 3.8% en hotelería y alojamiento, del 2.5% en bienes de necesidad básica y del 0% para las exportaciones. Los servicios hospitalarios, culturales, de seguros y de reaseguros están exentos del IVA.

Otros impuestos, como el impuesto sobre el patrimonio neto corporativo se grava a nivel cantonal. La tasa del impuesto varía entre el 0.001% y el 0.525%.

En el caso de Sociedades preconstituidas, se trata de sociedades preparadas para su uso inmediato: ahorrando tiempo, dinero y el entramado burocrático que se necesita para constituirlas (la única cosa que necesitará cambiarse es la propiedad de la misma). La adquisición de una sociedad con cierta antigüedad le permite crear una apariencia de longevidad en los negocios y ayuda a inspirar confianza.